Menorca en 6 días: qué ver y hacer 

Entre los tiempos rápidos, la prisa, las rutinas, el trabajo, los horarios y las obligaciones, apetece y necesitamos parar. Porque descansar también es una obligación. ¿Y si paramos 6 días? ¿Y si descansamos de manera fácil, en un sitio cerca y tranquilo, sin espacios masificados? Menorca es ese lugar. Y, ¿qué visitar en Menorca en 6 días?

Organizar un viaje a Menorca de 6 días es un plan asequible y rápido de hacer. Pero sobre todo es muy apetecible cuando descubres los rincones que se pueden visitar.

Todos merecemos esa parada de 6 días, cuidándonos y descubriéndonos a nosotros mismos. La tranquilidad de la isla más virgen de las Baleares, sus parajes naturales, sus aguas cristalinas, su vegetación exótica nos ofrecen conectar con nuestra paz.

Recorrer Menorca puede ser redescubrirnos. Si es tu momento, sigue leyendo: te enseñamos una guía para visitar Menorca en 6 días y conocer este paraíso del Mediterráneo.

¿Es posible recorrer Menorca en 6 días?

6 días son la clave: ni más ni menos, ampliamente suficientes para descansar y conocer las maravillas y la calma de Menorca. Que no nos agobien las complicadas planificaciones, las programaciones estresantes, las visitas masificadas ni vacaciones interminables fuera de casa. Vive Menorca con sus atractivos y placeres; a tu ritmo en 6 días se puede.

¿Mallorca o Menorca en 6 días? La segunda isla más grande del archipiélago balear, Menorca, es mucho más pequeña y más manejable para los 6 días. Además, concentra el equilibrio ideal: naturaleza paradisíaca, pueblos encantadores y ocio relajado. Aquí están los lugares que te darán este gusto y tranquilidad. Al visitarlos podrás sentir que habrás conocido lo más esencial y valioso de esta isla.

No obstante, siempre puedes alargarlo un día más y redondear la semana: Menorca te puede enganchar y hacerte apurar el último día. En este caso, te aconsejamos nuestro artículo sobre qué ver en Menorca en 7 días.

Un plan fácil para viajar a Menorca: algunos consejos 

¿Con quién viajamos?

Otra clave es con quién viajamos. En general, para nuestra soledad la isla es la mejor compañía. Su naturaleza y sus pueblos nos pueden regalar momentos de homenaje que nos merecemos o instantes de meditación sublimes.

Si queremos compartirlo, Menorca en pareja resulta apasionante. Si además queremos conocerla con los más pequeños, Menorca con niños puede ser de lo más divertido y entrañable. Por ello, aquí podrás encontrar algunas opciones para disfrutar de Menorca en todas las formas.

¿Cuánto cuestan 6 días en Menorca?

Organiza tu escapada a tu gusto, pero te ayudamos a darte claves de experiencias que pueden encajarte. Y para planificar algo sencillo conviene plantearnos los costes. ¿Cuánto nos costarán 6 días? La respuesta es clara: una estancia en Menorca no es de lo más económico, pero planeando bien todo se puede ahorrar bastante.

El alojamiento puede ser lo más costoso, pero todo dependerá de los servicios que necesitemos; de ahí la variedad de ofertas. Hoteles, villas, casas rurales, camping, apartamentos… Numerosas opciones para dormir en Menorca. Comer es muy asequible: si quieres degustar lo mejor por poco, puedes ir de tapas por unos 15 € o elegir un menú de entre 25 y 30 € en los mejores restaurantes.

¿Cuándo viajar?

Es importante la temporada del año en que viajamos. Si bien en primavera y en verano hace más calor, en cualquier momento del año podemos disfrutar de Menorca.

En invierno, por ejemplo, la isla no pasa del mínimo de los 10 grados generalmente. En cualquier caso, como es lógico, deberemos equiparnos según sea la estación. Pero siempre serán agradables sus temperaturas moderadas y la humedad isleña, que tanto favorece a la hidratación de nuestra piel.

¿Qué ver y hacer en Menorca en 6 días? Te proponemos esta ruta

De entre la gran variedad de lugares que ver en Menorca y actividades para hacer, aquí te ayudamos a organizar tu viaje en Menorca para aprovechar al máximo los 6 días.

Te proponemos un itinerario para visitar Menorca en 6 días, que puedes seguir al pie de la letra o simplemente leer para tomar inspiración.

Día 1

Hacer una ruta el primer día dependerá de la hora de llegada de tu vuelo o barco. Si no tienes tiempo suficiente, al llegar te aconsejamos ponerte cómodo. Si estás en un apartamento puedes aprovechar para comprar la comida y objetos de aseos que creas necesarios para tu estancia. Si te alojas en un hotel, te indicarán toda la información: mapas, transportes, horarios de establecimientos, restaurantes, cafeterías, etc.

Sin embargo, si dispones de más tiempo, podrás disfrutar de alguna ruta en Menorca. Y este primer itinerario dependerá del lugar de tu alojamiento. Mahón o Ciutadella son las opciones principales y las más cómodas.

Desde Mahón

Si partes de la capital de Menorca, Mahón, al extremo este de la isla, puede ser muy buena opción para tu primer día ir a una de sus playas. La más cerca de Mahón es la Playa de Sa Mesquida. Con cierta imagen virgen y ambiente autóctono, esta playa está a unos 15 minutos de la capital. Es un espectacular primer contacto con las arenas blancas y las aguas turquesas de la isla.

Por la tarde, puedes pasear por Mahón y conocer algunos rincones. La ciudad concentra historia, cultura y ocio. Su puerto natural es uno de los principales del mundo y aquí podrás conocer alguno de sus restaurantes o refrescarte en una de sus terrazas. Desde el puerto también podrás ver la impresionante Fortaleza de la Mola.

Ten en cuenta que puedes coincidir con algún evento, como el famoso Festival Internacional de Órgano, celebrado en la Iglesia de Santa María, que acoge un órgano del siglo XIX. Aunque también puedes coincidir con el Festival de Música d’Estiu o la Semana Internacional de la Ópera.

En cualquier caso, como primer día, lo mejor es arrancar con tranquilidad, adaptarte al clima y al entorno.

Desde Ciutadella

Si tu primer día comienza en Ciutadella, al noroeste de Menorca, puedes aprovechar para hacer un viaje histórico de Menorca. En el casco histórico puedes visitar la impresionante catedral gótica, el Castillo de San Nicolás o el Museo Municipal de la ciudad, que cobija objetos prehistóricos.

Y entre el recorrido histórico puedes descansar y refrescarte en uno de los bares de la Plaza del Borne o la de Ses Voltes. Y no olvides conocer la famosa Plaza de la Esplanada, centro emblemático donde se celebran los eventos más importantes.

Desde luego que será imposible no ver el Puerto de Ciudadela o comer en uno de sus restaurantes; ocasión perfecta para probar la cocina menorquina. Después de probar el pescado fresco, si te apetece puedes pasear hasta el Faro de Punta Nati para disfrutar del atardecer.

Si te ves con más energías siempre puedes optar por una ruta en barco para tu primer día. Desde Ciudadella hay interesantes excursiones hacia el norte o el sur. Si no, siempre puedes tomar nota de los horarios y precios para reservar otro día.

Día 2

En tu segundo día toca aprovechar las energías iniciales para conocer las maravillosas costas de Menorca. Podría ser una ventaja madrugar para hacer una ruta costera, aunque con la calma propia de este viaje de descanso. Entre las tantas calas de Menorca, te recomendamos empezar por la Cala Macarella.

En una bahía paradisíaca, esta cala también está coronada por un impresionante bosque y cubierta por una alfombra de arena blanca, además de las aguas cristalinas, color esmeralda.

Para acabar la tarde de playa, puedes caminar hasta Macarelleta, una cala más pequeña a menos de 10 minutos. Como sitio más tranquilo, en este rinconcito discreto puedes hacer nudismo si te apetece.

Te aconsejamos comer en el restaurante Susi que está en la misma Cala Macarella, aunque en Galdana puedes elegir entre más variedad.

Día 3

Hacer recorridos por las costas de Menorca siempre es apetecible, pero lo es más si contrastamos paisajes. Esto ocurre si de las calas del sur vamos al norte el tercer día. Te invitamos a conocer las playas del Norte de Menorca desde el mar, es decir, a través de una ruta en barco.

Por el norte el recorrido en barco parte normalmente desde la Bahía de Fornells y explora las zonas más recónditas. De este modo, podrás conocer los faros de Menorca, como el del Cabo de Cavalleria. Sus acantilados salvajes, escarpados te conducirán hasta la playa de Cavalleria, otra costa virgen impresionante. Y de ahí la ruta seguirá por la Cala Mica y la playa Binimel-la. Y puedes terminar en la Cala Pregonda, otra de las calas paradisíacas de aguas turquesas.

playas y calas de Menorca

Para saborear igualmente estas costas paradisíacas, puedes visitar las playas de La Vall (Cala de Algaiarens) y la Playa des Bot. Puede ser uno de los rincones donde acabes tu día de playa, con el relajamiento de la tarde.

Día 4

Conocer Menorca en 6 días es prácticamente sumergirte en su naturaleza, y merece la pena dedicar un día al ecoturismo más saludable. A continuación, te planteamos tres opciones de rutas de senderismo para tu cuarto día:

  • Cavalleria – Cala Pregonda: un recorrido de 3 km por el norte hacia el oeste, serpenteando las calas singulares de esta zona de Menorca.
  • Punta Nati – Cala Morell: son 8 km alucinantes de ruta, por su terreno abrupto y a la vez fácil de andar. Irás atravesando la Cala Pous y la Cala Morts, hasta llegar a la Cala Morell, donde recuerda visitar su necrópolis talayótica. Senderismo más historia incluida en esta maravillosa ruta.
  • Cala Galdana – Son Saura: esta ruta de 5 km es una manera diferente de conocer otras calas del sur. A lo largo de este recorrido puedes aprovechar para ver y disfrutar las calas Turqueta, Es Talaier y hasta volver a ver Macarella. Y si se te hace poco, no te quedes en Son Saura y atrévete a llegar hasta Son Xoriguer.

Día 5

Adentrarte en algunos de los pueblos encantadores de Menorca puede ser una muy buena opción para este día.

En el norte tienes una especial bahía para ver y degustar la famosa caldereta de langosta. Se trata de Fornells, un hermoso pueblo de pescadores, con su puerto y una enorme bahía. Una espectacular mezcla entre mar turquesa, arenas rubias, vegetación y rocas blancas.

fornells menorca

Justamente es en este pueblito donde mejor probar este plato típico menorquín. Y antes o después de saborear esta rica caldereta de langosta, puedes acercarte a la Torre de Fornells y al castillo de Sant Antoni. De resto, aprovecha para disfrutar de una de sus calas próximas: la cala Tirant, Cavalleria o Pregonda.

Después de comer en uno de los restaurantes de Fornells y como segunda parte del día, te proponemos visitar Binibeca, a unos 40 minutos en coche hacia la punta sur de la isla. Se trata del enclave blanco del municipio sureño de San Luis.

Lejos de perder el encanto local auténtico, este pueblo de pescadores ha sido restaurado, en virtud de una cuidada atención turística. Puedes degustar una merienda relajada cerca o en la misma playa de Binibeca.

Tu última noche en Menorca

Para acabar tu penúltimo día, recuerda este consejo: ver uno de los atardeceres de Menorca, pues una de las mejores maneras de disfrutar de las maravillas de esta isla es su luz al atardecer, expandida por su brillante mar. Es un plan ideal para tu redescubrimiento personal.

Ver una puesta de sol desde uno de los faros de Menorca, desde una terraza o desde el mismo mar subido a un velero o barco puede darte ese momento de paz luminoso.

Día 6

El itinerario de tu último día dependerá de tu viaje de regreso. Si cuentas con la mañana, aún puedes aprovechar para conocer el arenal más extenso de Menorca, la playa de Son Bou. A lo largo de sus 2 km puedes pasear los últimos ratos al sur de la isla. Aquí cuentas con restaurantes para comer y todo tipo de servicios.

son bou minorca

Si te apetece más bien un recorrido diferente, puedes acercarte a las huellas históricas emblemáticas de Menorca, los monumentos talayóticos. Será fácil visitar los poblados Trepucó, Talatí de Dalt y Torralba, todos cerca de Mahón.

Extra: más calas que visitar y más actividades que hacer

Además de las calas que te hemos nombrado para visitar algunos de los 6 días en Menorca, aquí te añadimos alguna más por si quieres dedicar todo tu itinerario a un viaje por la costa:

Visitar Menorca en 6 días conlleva adentrarse también en su cultura. No solo su historia puede ayudarnos a conocer la isla, sino también su actividad cultural, su vibración más activa.

En tu desconexión puede ser muy buena idea escuchar música, ver un espectáculo o apuntarte a una excursión temática. Aquí te recomendamos algunos eventos en Menorca, opciones muy atractivas que siempre apetecen:

  • Menorca Jazz Festival: Este año 2021 este famoso festival se extiende desde abril hasta junio, así que tendrás oportunidades de sobra para cuadrar un concierto en tu itinerario de 6 días en Menorca.
  • Programa de excursiones «Som talaiòtics?»: desde marzo hasta diciembre de este año tiene lugar este ciclo de excursiones por monumentos talayóticos. Con un extenso programa de rutas podrás visitar, de día o de noche, diferentes iconos históricos de la mano de arqueólogos especialistas. Ten en cuenta que las excursiones son todas gratuitas pero, evidentemente, algunas tienen plazas limitadas.

Conclusión: ¿te ves en Menorca? 

En definitiva, con estos trazos por las maravillas de Menorca te facilitamos una guía práctica para conocer la isla en 6 días. Aquí tienes los lugares y las actividades claves que pueden encajarte para un viaje sencillo, cercano, fácil de organizar e idóneo para un reencuentro con nosotros mismos. Opciones variadas para vivir Menorca en solitario o acompañado con tu pareja o con niños.

Programa tu itinerario de 6 días en Menorca a tu gusto, siéntete libre para ver, hacer y recorrer rutas según tu energía vital: como desconexión de la rutina, retiro de introspección o experiencias exóticas. Vive Menorca a tu ritmo: en 6 días se puede.